jueves, octubre 18, 2007

414 INTERROGATORIO

Ya lo iban a dejar de lado cuando a Cholo se del ocurrió un planteo para hacerle. La libertad a cambio de información valiosa que se encargarían ellos de verificar.

-Solo tendrías que explicarme a qué te referís con la palabra “valiosa”.

-Valiosa. Una información que pudiera determinarnos como triunfadores en cualquier enfrentamiento futuro.

El gris se puso pálido. Tragó saliva y quiso mostrar una sonrisa.

-Pensé que valiosa sería sinónimo de riqueza, me equivoqué. En cuanto a ese asunto… dejame pensar un poco a ver qué cosa les haría seguros ganadores…

-Vos decinos todo y nosotros vemos.

-Todo es imposible, estaríamos años charlando!

-No te hagas el vivo. Sabés a lo que me refiero. Todo lo que probablemente nos pudiera asegurar la supremacía.

-Igual es mucho. Hay tantas cosas que les darían ventaja.

-Bueno, empezá por la primera.

Inmediatamente el discurso del agente gris se fue poniendo cada vez más cantinflesco, prometiendo por momentos cuantificar grandiosas ventajas que les daría por ejemplo adoptar una actitud más militarizada para ejercer la defensa y la probabilidad de éxito en los ataques. Consejos improvisados de muy discutible realismo.

-Esas cosas ya las sabemos. Decinos secretos del otro bando cuyo conocimiento nos daría ventaja.

Ahí se le iluminó el rostro casi amarillo.

-Saben una cosa? Dios se está muriendo!

-¿Y eso que ventaja nos puede dar?

-¿No es obvio? ¿Saben la guerra civil que se va a armar cuando se muera?

-Y eso qué... Además cuanto tiempo puede todavía vivir?

-Se levantará caudillo contra caudillo, ángeles contra serafines a caballo de cualquier pretexto que pueda sonar más o menos teológico.

- Conocer eso no nos da ventaja. La ventaja no está en conocerlo sino en la consecuencia de los hechos… Además ya lo sabíamos.

-Ah, ¿ya lo sabían…?

-Sí. No abuses de nuestra paciencia.

-Está bien. Hay tres cosas… Pero ¿qué garantías tengo de que cuando se las diga me van a dejar en libertad?

-Las mismas que nosotros tenemos de no ser victimas de tu astuta picardía

Esta es una historia continuada. Sería aconsejable leerla desde el post n. 1)
Publicar un comentario en la entrada